Saltar al contenido

Gestión de reputación online: Una rápida guía

La mayoría de la gente no piensa en la gestión de su reputación online hasta que llega una crisis o algún momento en el que lo ven necesario.

Hoy día es importante establecer un programa de gestión de reputación online antes de que empiecen a aparecer contenidos negativos tanto de la persona o empresa. Hay que tomar un enfoque proactivo para llegar a controlar las urls de la página 1, en vez de ir arañando posiciones poco a poco por la aparición de una noticia negativa.

La gestión de la reputación puede ser un trabajo sucio

Irónicamente, la gestión de la reputación online ha tenido problemas en sí mismo.

A principios de este mes, el fiscal general de Nueva York, Eric Schneiderman, mandó arrestar 19 compañías de SEO por crear comentarios falsos. Esto es el fraude y no la gestión de la reputación en sí, pero a la vista está que cuando un cambio en la valoración de un restaurante o un negocio en Yelp o en páginas similares se puede hacer de una forma relativamente fácil, los negocios pueden sucumbir a la tentación.

La mayoría de problemas de reputación online proceden por clientes, empleados o usuarios descontestos. Sus comentarios suelen aparecer en sitios creados expresamente para hacer daño.

Incluso las mejores empresas tienen problemas con clientes y una sola queja puede abrirse camino en la primera página de Google, provocando la pérdida de gran cantidad de contactos. Esto en ocasiones es injusto.

Reclamación de perfiles

Como era de esperar, la sugerencia de Google frente a la reputación online es publicar contenido positivo. Existen algunos sitios con alto nivel de confianza y autoridad que permite la auto-publicación de contenido, como:

  • Facebook
  • Foursquare
  • Google+
  • LinkedIn
  • Pinterest
  • Tumblr
  • Twitter
  • Yelp
  • YouTube

Esto puede variar dependiendo de la empresa, el país o el contenido.

Existen herramientas como HootSuite que permiten gestionar y programar múltiples cuentas de redes sociales y hacer un seguimiento de las menciones de la marca.

Creación y optimización de contenido

Además de registrarse en estos sitios, hay que aprovechar al máximo la página web:

  • Crear u optimizar una biografía en nuestra página web
  • Añadir subdominio(s) y contenido optimizado
  • Aplicar la autoría de Google+
  • Crear un blog si es necesario y agregar contenido
  • Crear contenido optimizado que pueda ayudar a abordar cualquier problema, es decir, hablar o generar contenidos sobre los siguientes temas:
    • Marca(s) + Categoría
    • Marca(s) + Productos principales
    • Marca(s) + Frases de Google Suggest ( Ej: Marca estafa , comentarios Marca )
  • Promover contenido ya existente para hacerlo subir en el ranking de Google
    • A veces se encuentra contenido positivo en la página 2 que puede ser empujado hacia arriba en el ranking con “no mucho” esfuerzo.

Posts en Blogs

El post o mensaje es importante que vaya en un post real, y que además, esté optimizado para la frase por la que queremos aparecer en los resultados.

Defender la marca

Se puede considerar la posibilidad de comprar dominios con la “marca exacta” + Frases específicad (por ejemplo, NombreMarcaComentarios.com). Por lo menos esto lo mantiene fuera del alcance de quien quiera hacer daño a la marca, incluso podría ver la posibilidad de coger este sitio en diferentes direcciones IP de clase C.

Defender dominios difamatorios

Considere la posibilidad de registrar variaciones de nombres de dominio que podrían ser perjudiciales para ciertas personas o para la marca. No sería muy agradable toparse con el dominio NombreMarcaJodida.com o TuNombreIdiota.com, no? Evita a ciertas personas que puedan coger algunos dominios.

Construcción de links

Algunas de las páginas que ya existen y que se tratan de mover hacia los primeros puestos residen en sitios de gran autoridad. La mayoría no tendrán mucha competencia, lo que significa que no se requerirán de muchos enlaces.

Creación de una gestión de social media

Tener monitorizado los resultados de Google está bien pero no nos olvidemos de las redes sociales, ya que un importante número de “desastres sociales” puede provocar un “desastre” mayor.

¿Qué hay que monitorizar?

Ahora, después de haber dado algunas pautas para la reputación online, tenemos que evaluar la situación actual, y en concreto, evaluaremos:

  • nombre de compañía
  • Marca (s)
  • Nombre de empleados clave (s)
  • Persona en concreto / Nombre de Usuario en concreto (s)

¿Qué hacer frente algo negativo?

Las alertas se tienen que revisar diariamente y hay que actuar con cabeza y determinación. Mi consejo es que asumáis responsabilidades, pidáis disculpas si lo veis necesario, expliquéis lo que se realizará para corregir la situación, toméis medidas para garantizar que no volverá a ocurrir y comunicarse con todas las partes involucradas en el problema, demostrando ser consciente del problema.

Resultado Final

Si sigues estos consejos podría evitar problemas de reputación, así que manos a la obra.

Gestión de reputación online: Una rápida guía
5 (100%) 3 votos