Nuestro sitio web utiliza cookies para mejorar y personalizar su experiencia y para mostrar anuncios. CantineoQueTeVeo también puede incluir cookies de terceros como Google Adsense, Google Analytics, Youtube. Al utilizar el sitio web, usted da su consentimiento para el uso de cookies.

Safe Harbor, qué es y sus consecuencias

Safe Harbor (Puerto Seguro) llega a su fin por Maximiliano Schrems y apoyado por el Tribunal Europeo de Justicia.

Esto afectará a una gran gama de herramientas y tecnologías que gestionaban emailing Puerto Seguro como MailChimp, Surveymonkey, Gmail, Raisers Edge, y otras de gestión de comunidades que están alojadas en la famosa nube.

¿Qué ha pasado con Safe Harbor?

El Tribunal Europeo de Justicia ha dictaminado que, dado el carácter excesivo de los sistemas de vigilancia de masas que operan en Estados Unidos, y como resultado de la falta de recurso judicial u otras protecciones equivalentes a los derechos que disfrutan en Europa, el Acuerdo de Safe Harbor (Puerto Seguro) entre Estados Unidos y Europa ha sido declarado inválido. No es válido porque es incompatible con el derecho fundamental a la privacidad de datos que nosotros, como europeos, disfrutamos de conformidad con la Carta de los Derechos Fundamentales y de los Tratados que se basa la Unión Europea.

A partir del día 6 de octubre de 2015, cualquier organización que envíe datos a los Estados Unidos basándonse en Puerto Seguro está exportando datos fuera del área Económica Europea sin una base legal y cometiendo, así un delito previsto en la Ley de Protección de Datos.

¿Qué era Safe Harbor?

Fue un acuerdo entre la Unión Europea y el Departamento de Comercio de los Estados Unidos que se celebró hace quince años para ayudar a facilitar las transferencias de datos entre la UE y los EE.UU. con el advenimiento de la Directiva 95/46 / CE en 1995. Fue un esquema de auto-certificación mediante el cual las organizaciones de Estados Unidos se comprometían a respetar una serie de principios de protección y privacidad de datos asignados en términos generales a la Directiva de Protección de Datos.

Sin ella, las compañías como Google, Facebook, MailChimp, Surveymonkey, y muchas más, tendrían dificultades para hacer negocios con empresas de la UE.

¿Qué pasa ahora con Safe Harbor?

Hay otros métodos enfocados para el envío de datos a los Estados Unidos como las cláusulas modelo, cláusulas estándar contractuales con “aprobación previa” por la Comisión Europea. Muchas empresas están empezando a ofrecer este servicio a sus clientes.

Hasta que se inicie el proceso de revisión de la sentencia del caso Schrems se pueden utilizar estas cláusulas modelo.

A partir de enero se comenzarán a investigar y juzgar según sea necesario la transferencia de datos ilegal.

¿Qué hacer ahora?

Hay algunos puntos importantes para proteger los datos.

  1. Revisar todos los sistemas de datos que se están utilizando, como los servicios de emailing, servicios de gestión de plataformas de marketing e incluso sistemas de reserva de eventos. El objetivo de la revisión debería estar en la determinación de si el proveedor de servicios está transfiriendo datos a Estados Unidos para su procesamiento (incluyendo hosting) y en qué se basa para que llevar a cabo estas transferencias.
  2. Identificar las “operaciones críticas” y dejarlas para el próximo mes cuando se encuentre un producto alternativo que mantenga los datos en la UE.
  3. Buscar servicios alternativos si no podemos tener las garantías suficientes de que los datos se puedan mover de la UE. Esto puede que no sea tan fácil, ya que hay empresas SensorPro.ie en Irlanda y MaiJet.com en Francia que proporcionan gran cantidad de servicios y de correo electrónico transaccional con alojamiento de datos en la UE.
  4. Nada en “La Nube” está a salvo de este fallo, y esto implica incluso el correo electrónico. Utilice “la nube” con prudencia durante los próximos tres meses.

¿Quién va a arreglar esto?

La Comisión Europea ha estado negociando en un Safe Harbor 2.0 para varios años. Sin embargo, las cuestiones del caso Schrems sólo pueden ser fijadas por los Estados Unidos, las leyes Europeas no tienen nada que vera aquí. América no ha cumplido un estándar requerido de equilibrio en el respeto de los derechos fundamentales y algunos movimientos están ocurriendo ya en la parte estadounidense, pero esto llevará algún tiempo.

Los proveedores de servicios de nube pueden solucionar este problema ofreciéndo una versión hospedada en la UE o moviendo todos los datos a la UE para todos los clientes y aplicar, de esta manera, las normas de protección de datos de la UE de forma predeterminada.

Por último, las empresas con sede en la UE pueden ayudar a resolver este problema. Mdirector, por ejemplo, en España, es una empresa que ofrece una solución a este problema. Muchas empresas tienen una oportunidad única de mercado con productos y servicios que responden a lo que las empresas estadounidenses están ofreciendo pero sin el dolor de cabeza del cumplimiento de las transferencias de datos, es hora de comenzar a generar empleo y tal vez apoyar a organizaciones benéficas locales.

By Pablo Lari

Pablo Lari (Buenos Aires, 1985). Blogger y SEO desde hace más de 15 años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts